Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Belleza

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Una belleza de Arcilla

Una belleza de Arcilla

La arcilla tiene un gran poder depurativo, astringente y antiinflamatorio, por lo que es perfecta para combatir afecciones de la piel como el acné o las pieles grasas. Es eficaz para aliviar procesos reumáticos y situaciones de estrés, ya que elimina toxinas, estimula el metabolismo cutáneo y favorece la producción y el equilibrio hormonal. La arcilla proviene de la descomposición de especies minerales bajo la acción de agentes atmosféricos. Los minerales que contiene por lo general son casi siempre los mismos, aunque las proporciones (y en algunos casos algunos elementos) pueden cambiar de acuerdo al suelo de donde se extraiga.

Sílice

La arcilla contiene sílice, mineral que fortalece los tejidos elásticos del cuerpo como la piel, tendones y los tejidos del sistema cardiovascular. Este mineral es además un buen "pegamento" en el cuerpo, el cual hace a la arcilla muy efectiva para desempeñar un buen papel en el sistema óseo (fracturas, desgarramientos, esguinces, torceduras), en el sistema vascular, respiratorio, etc. Por su contenido en sílice, la arcilla es recomendada para diversos padecimientos sobre todo en casos de crecimiento difícil, retrasos o problemas de dentición, en casos de desmineralización, arterioesclerosis, vejez, artritis, diabetes, etc.

Magnesio

El cuerpo, cuando está bien nutrido y equilibrado en vitaminas, puede eliminar naturalmente las sales minerales que no necesita, además de poder transformar ciertas sales que le sobran en otras que necesita. Los huesos están compuestos por dos tercios de minerales que constituyen la mayor parte del armazón duro que sostiene al cuerpo. El magnesio es un mineral plástico y a la vez catalítico que se encuentra presente en las regulaciones del calcio, aunque bajo ciertas circunstancias pudiera haber conflicto entre estos dos minerales. El magnesio es un tónico general, regenerador celular, equilibra el sistema vago simpático y es un buen antiséptico externo e interno. Fortalece el sistema de defensa del cuerpo. Su deficiencia en el cuerpo produce variados desequilibrios, como irritabilidad excesiva neuromuscular, accidentes cardiovasculares, etc.

Calcio

Este mineral tiene fama de conservar y preservar los huesos. Sin embargo, el exceso de calcio aunado a una mala alimentación puede causar efectos muy contradictorios. El calcio, posee beneficios también para la dentadura, los tendones y el equilibrio sanguíneo. Es indicado en casos de fatiga excesiva, problemas pulmonares y para el sistema nervioso. Para que el calcio pueda fijarse necesita fósforo, vitaminas D y C, flúor, cobre y magnesio. El calcio es necesario, además, para la coagulación sanguínea.










Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
Ecuador | Estados Unidos | Perú | Venezuela
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.