Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Nutrición

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
La importancia de comer tomate

La importancia de comer tomate

Hay tomates de un rojo intenso, de tonalidad amarilla, los hay ovalados, redondeados, de piel gruesa o más fina. También los hay muy pequeños y tan grandes como apetitosos.

Hay muchas variedades de tomates y todas ellas son igual de saludables, de sabrosas y de inmejorables para ayudarnos a preparar los platos más deliciosos y las más increíbles recetas.

Ahora bien, hay quien tiene ciertas reticencias a la hora de consumirlo a diario… ¿Y si me producen acidez? ¿Y si su contenido en alcaloides actúa como disparador de la migraña, del dolor de cabeza o del dolor articular?

El consumo diario pero equilibrado de tomate no solo mejora nuestra salud, sino que además, mejora la calidad de nuestros platos y de los alimentos que consumimos. No obstante, hay un dato que no podemos descuidar: consuma siempre tomates orgánicos, y si suele utilizar a menudo salsa de tomate, no dude en prepararla usted mismo con un poco de aceite de oliva.

Cuando cocinamos el tomate se potencia aún más su poder antioxidante, así que no tema comer a diario este vegetal extraordinario. En ocasiones no somos conscientes de todo lo que pueden hacer por nosotros.

No veremos sus nutrientes a simple vista, pero nuestro organismo nos va a agradecer muchísimo si cada día le ofrecemos todo lo que esconden los tomates:

- Vitaminas (A, C , K , B6 , ácido fólico, tiamina)
- Minerales (potasio, manganeso, magnesio, fósforo, cobre)
- Proteínas vegetales

Es bueno para el corazón

El tomate contiene mucha fibra, así como potasio, vitamina C y colina (un tipo de vitamina B). Todos estos elementos reducen el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

El potasio, por ejemplo, es ideal para regular tensión arterial y evitar el peligro asociado a las enfermedades isquémicas, mientras que el licopeno presente en los tomates regula los niveles de colesterol malo (LDL) y reduce el nivel de los peligrosos triglicéridos en la sangre.

No podemos olvidar que este tipo de lípidos son los culpables de las principales de las enfermedades cardiovasculares, al conducir a la deposición lenta pero progresiva de las grasas en nuestros vasos sanguíneos.

Con información de mejorconsalud.com










Navega por nuestra web
Comuníquese con tumedico.com
Ecuador | Estados Unidos | Perú | Venezuela
Información: info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com