Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Belleza

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Afeitada
Higiene masculina (Parte II)

Higiene masculina (Parte II)

Primero se debe elegir que tipo de rasuradora va a usar, tomando en cuento su tipo de vello facial y la frecuencia de afeitado, pero sobre todo la sensibilidad de su piel.

Si decide emplear hojas de afeitar, aplique espuma, gel o crema, de manera que el pelo se suavice. La primera pasada de la navaja debe hacerse siguiendo la dirección en que crecen los vellos de la barba, y un segundo recorrido será en sentido opuesto; es conveniente utilizar ambas manos, una para estirar la piel y otra para deslizar el rastrillo. Una vez que haya concluido, evite enjuagar con agua caliente; prefiera la tibia para retirar lo que quede de espuma, gel o crema.

Para el afeitado con maquina eléctrica, la barba debe estar lo más seca posible. Hay que tener en cuenta que la piel de la cara puede sufrir si se presiona demasiado sobre ella con la máquina o si el filo de la navaja es deficiente.

Lo ideal es afeitarse después de la ducha, cuando los poros están bien abiertos por el agua caliente; recuerde cambiar las navajas de su rastrillo tras 5 o 6 afeitadas. Después del paso de la navaja o la máquina rasuradora la piel del rostro se torna sensible, irritada y tirante; lo indicado es secarla dando ligeros dando ligeros toques con una toalla, nunca frotándola contra el cutis, continúe con la aplicación de artículos after shave que ayudará a cerrar los poros abiertos y restaurar suavidad, flexibilidad e hidratación de la piel lo más pronto posible.

Puede emplear los siguientes productos:
- Bálsamos hidratantes. Emulsiones generalmente fluidas y ligeras que se absorben con rapidez sin dejar rastro y suavizan el cutis.
- Cremas. Reconstituyen la película agua-grasa alterada por navajas y regeneran tejidos afectados. Son ideales para pieles secas o para climas extremos (frío seco o exceso de Sol); algunas pieles sensibles aceptan mejor cremas hidratantes hipoalergénicas (que protegen de posibles alergias), que además no tienen perfume, pues éste reseca el cutis.
- Geles. De fácil manejo, con baja concentración de alcohol y ofrecen mucha frescura, al tiempo que protegen creando una película lubricante; actualmente es una de las opciones más atractivas.
- Lociones. Procuran inmediata sensación de frescura y tonifican cutis grasos y sin problemas de sensibilidad. El poco alcohol que contienen desinfecta posibles heridas y tiene también efecto astringente (contrae y seca).

Fuente: saludymedicinas









Navega por nuestra web
Comuníquese con tumedico.com
Ecuador | Estados Unidos | Perú | Venezuela
Información: info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com