Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Sexo

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Entérese a qué se debe el bajón masculino después del coito

Entérese a qué se debe el bajón masculino después del coito

Es muy común que después de la eyaculación los hombres se queden dormidos y hay casos en los que no desean ni siquiera ser tocados. Esto es perfectamente normal y se debe a que tras el orgasmo concentran altos niveles de prolactina, la misma hormona que hace posible la lactancia, y responsable de la caída del deseo sexual.

Es conocido como periodo refractario y coloquialmente como el «bajón» puede durar desde pocos minutos en los hombres más jóvenes hasta algunas horas. Esta fase está relacionada con un complejo juego de hormonas, entre ellas la prolactina.

La investigadora Susana Lima del centro Champalimaud for the Unknown, ha estudiado este proceso con ratones y durante diferentes fases del comportamiento sexual de los roedores, se midieron sus niveles de prolactina y se observó que, tras el orgasmo y la eyaculación, se produce un pico en los niveles de prolactina en ambos sexos, lo que coincide con una bajada del deseo sexual.

Evolutivamente, puede explicarse de la siguiente manera: dado que biológicamente el objetivo de la eyaculación es la reproducción, el hombre tratará de conservar las energías hasta que pueda aparearse con otra hembra. Una fase de reserva que se le atribuye a la prolactina. Pese a ello, aún faltan más estudios que lo corroboren.

No obstante, la relación entre prolactina y deseo sexual se ha establecido con anterioridad. Los hombres que padecen un tumor de hipófisis experimentan una sobreproducción de prolactina, y eso produce una bajada del deseo sexual. Lo mismo les ocurre a las mujeres que están dando el pecho, momento en que los niveles de prolactina aumentan.

Esta investigación abre la puerta al control de la prolactina como sustituto de la viagra. En teoría, disminuyendo conscientemente los niveles de prolactina podría aumentar el deseo sexual.

Para Lima, la prolactina parece un serio candidato. Señaló que «en estos momentos, estamos bloqueando prolactina en las áreas cerebrales que sabemos que son importantes para el comportamiento sexual y ver cuáles de estas áreas se encienden». Todavía falta por comprobar exactamente en qué medida está involucrada la prolactina en el deseo sexual.

Con información de Muy Interesante










Navega por nuestra web
Comuníquese con tumedico.com
Ecuador | Estados Unidos | Perú | Venezuela
Información: info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com