Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Sexo

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
10 mitos sexuales (Parte I)

10 mitos sexuales (Parte I)

1. El sexo oral no produce cáncer: Tanto la felación (excitación del hombre a partir de besar sus genitales) como el cunnilingus (estimulación oral en el área genital femenina) tienen secreciones genitales que son vehículos trasmisores de virus, bacterias y hongos generadores de infecciones venéreas, pero nunca cáncer. Existe riesgo cuando la boca o los órganos sexuales cuentan con una herida que sea la puerta de entrada a los microorganismos mencionados.

Enfermedades mediante sexo oral:
- Herpes: Si se padece una infección de este tipo en la boca no debe practicarse el sexo oral, ya que fácilmente puede contagiar el área genital produciendo comezón, ardor y dolor.
- Gonorrea: Es producida por una bacteria (Neisseria gonorrhoeae) que trasladada del área genital puede atacar las paredes de la uretra (canal por donde transita la orina) en el hombre, y de la vagina en la mujer, o del ano, recto y la garganta en ambos. Sino se atiende a tiempo puede ser muy molesta y tener consecuencias, como imposibilidad para tener hijos, problemas en corazón, piel y articulaciones.
- Sífilis: Es adquirida a través de contacto sexual por personas afectadas en fase contagiosa, así sea de manera anal, oral o convencional.
- Sida: No sólo se transmite por el semen y la sangre, sino por secreciones vaginales y lubricantes de la uretra masculina contaminadas, facilitando su ingreso al organismo a través de heridas por donde haya contacto con sangre.

2. Ingerir semen no es dañino: Entre los componentes del semen se encuentran proteínas, pero no se puede asegurar que su ingestión represente un aporte de nutrientes para los requerimientos de una persona para su vida cotidiana o para aumentar de peso. No hay evidencias que tragar secreciones vaginales o semen sea dañino para la salud.

3. La mujer eyacula: el fluido expelido es un líquido alcalino segregado por las glándulas parauretrales, el mecanismo de liberación se activa como resultado de las contracciones pélvicas durante el orgasmo. No todas las mujeres presenta la eyaculación m que la misma no depende de algún tipo especial de estimulación y que entre quienes la manifiestan habrá mayor o menor cantidad. Recuerde que las mujeres producen una secreción vaginal al momento de la excitación, que tiene como objetico lubricar las paredes del órgano para que la penetración no resulte dolorosa. Algunas lubrican abundante (lo cual no quiere decir que sea multiorgásmica) pero tampoco es este fluido el segregado durante el punto culminante del orgasmo.

4. La vagina expulsa aire: para muchas mujeres causa pena que durante el acto sexual, su órgano reproductor expulse aire y haga ruido similar a la salida de gases estomacales por el ano. Hay dos razones por las cuales pasa esta desagradable situación. La primera es por la existencia de ciertas levaduras (hongos) en el área; cuando este es el caso la expulsión de aire será casi imperceptible e irá acompañado de un olor un tanto desagradable. Se recomienda asistir al ginecólogo para determinar el tratamiento a seguir según sea el caso. La segunda es al tener relaciones sexuales, el movimiento del pene empuja aire al interior del útero, de manera que tenderá a salir cuando el órgano masculino lo permita, pudiendo ser un tanto ruidoso causando situación penosa para la mujer. El mejor consejo es evitar posiciones que permitan el ingreso de aire.

5. La penetración anal no sólo es para pervertidas: la práctica del sexo anal es calificado como algo sucio, perverso y del gusto de los depravados. El ano tiene tantas terminaciones nerviosas sensibles como vagina o pene, por lo que es capaz de producir placer, incluso hay estudios que indican que hay mujeres que sólo pueden alcanzar el orgasmo por esta vía, sin que intervenga vagina o clítoris. Aunque es la opción, para algunos, de evitar embarazos no deseados, para preservar la virginidad y en momentos de períodos menstruales, es importante tomar algunas medidas: el uso del condón es de vital importancia ya que la mucosa rectal es una vía de entrada de virus y bacterias que pueden invadir al órgano masculino. Y causarle alguna infección. Se debe cambiar el preservativo en caso de que desee una penetración vaginal posterior a la anal; o lavar el pene o dedo que se haya empleado en la penetración antes de introducirlo en el órgano femenino. Utilizar gel lubricante ya que no se autolubrica, debe colocarse tanto en el pene o dedo como en el ano. La penetración debe ser cuidadosa, paulatina y suave.

Fuente: rpp.com.pe









Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
El Caribe | Ecuador | Estados Unidos | Perú | Venezuela
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.