Menu Tumedico
Buscar
Iniciar Sesión
Últimas
Noticias
Sé parte de
nuestros suscriptores
Únete y recibe las
noticias más destacadas
de la semana
Síguenos

Investigaciones

Conoce la actualidad en temas de salud,
te ofrecemos la mejor información en bienestar, salud y vida.
Crean mini cerebros de células madre

Crean mini cerebros de células madre

La tecnología de las células madre sigue dando de qué hablar, esta vez abordan el cerebro, órgano que nos permite pensar, sentir y reconocernos, creando microcerebros humanos. Estas pequeñas estructuras ayudarán a los científicos a explorar su desarrollo y enfermedades neurológicas.

Madeline Lancaster, Juergen Knoblich y sus colegas del Instituto de Biotecnología Molecular de Viena han cultivado unos minicerebros humanos u organoides cerebrales de 4 milímetros, es decir, del tamaño de un guisante, que desarrollan espontáneamente las estructuras y capas neuronales del córtex, sede de la mente humana, así lo reseña El País de España.

Estas estructuras están hechas de tejido cerebral humano y pueden ayudar a los investigadores a explorar preguntas importantes sobre el desarrollo y los trastornos que se producen durante estas primeras etapas de la vida del cerebro.

La intención es construir un sistema modelo del cerebro humano que permita estudiar con una precisión sin precedentes su proceso de desarrollo en el feto y también los fundamentos de las enfermedades neurológicas.

Los científicos han tenido condiciones experimentales tales como medios de cultivo, factores de crecimiento, rotación de los biorreactores y la verdadera clave de su éxito -según reseña la nota- está en la asombrosa capacidad de autoorganización de las células humanas en desarrollo. El truco es engañarlas para que crean que se hallan en su entorno natural y no en el tubo de ensayo en el que están.

Su desarrollo.
Los organoides cerebrales crecen ordenadamente hasta alcanzar los cuatro milímetros de diámetro, pues subir de ahí no es posible sin un sistema circulatorio que alimente de oxígeno al tejido y pueden mantenerse en un reactor de forma aparentemente indefinida: 10 meses por ahora, no se sabe cuánto más.

Además indican que presentan una cavidad interna similar a los ventrículos del cerebro que transportan el fluido cerebroespinal y también estructuras similares a los plexos coroideos que generan ese fluido. Los tejidos que rodean ese ventrículo parecen diferenciarse, según todas las evidencias anatómicas y moleculares típicas del cerebro normal en desarrollo.

Otros logros.
Lancaster y sus colegas, partiendo de células madre reprogramadas a partir de células de pacientes de microcefalia, han conseguido desarrollar organoides cerebrales que pueden suplir esa carencia y funcionar como modelos de esa malformación. Según sus datos, la microcefalia se debe a que las células precursoras de las neuronas se diferencian demasiado pronto como neuronas propiamente dichas, en lugar de seguir proliferando para multiplicar exponencialmente el tamaño del córtex. Es solo el principio de lo que promete convertirse en una línea de investigación radicalmente nueva.

Los organoides carecen de ciertas características que los cerebros de embriones humanos en 9 semanas tienen: lo más importante, el cerebelo, que está relacionado en el movimiento del motor.










Navega por nuestra web
Comunícate con tumedico.com
Información: +58 (212) 762.48.41 o info@tumedico.com
Publicaciones: ventas@tumedico.com
Grupo Empresarial Tecnología y Medicina 2010, C.A.
© 2010 tumedico.com RIF: J-29946696-9
Todos los derechos reservados.